Skip to content Skip to footer
25enero

Los cultivos del aguacate y el mango podríamos catalogarlos como muy sensibles a las bajas y altas temperaturas, ya que sus condiciones originales son los climas subtropicales y tropicales.

El aguacate es un cultivo reciente, “joven”, estando en proceso de adaptación y domesticación desde principios del siglo XX. Su clima de origen nos ofrece temperaturas suaves sin picos de altas ni bajas temperaturas y con humedades relativas altas. Estas condiciones no son precisamente las que nos ofrece la Península Ibérica, produciéndose episodios de bajas temperaturas como los sufridos en 2005, 2012, estos primeros días del año 2021 y por el otro extremo temperaturas muy altas y bajas humedades relativas como las producidas en agosto del año 2020.

El mango es un cultivo que podríamos considerar “viejo” ya que hay referencias de su cultivo hace más de 4.000 años y su clima de origen es tropical, siendo muy sensible a bajas temperaturas. A pesar de que en la península su cultivo se centra en la costa oriental de Málaga y la costa de Granada, en su gran desarrollo sufrido a principio del presente siglo, dentro de estas zonas, se ha implantado en áreas que cada cierto tiempo se ven afectadas por bajas temperaturas. Con temperaturas inferiores a 2 ºC el mango comienza a sufrir daños.

En los últimos años se está hablando mucho del cambio climático que desgraciadamente parece evidente que es una realidad, pero esto no quiere decir que en las zonas donde históricamente se producen heladas ya no se vuelvan producir, porque esta falsa creencia está provocando que muchos agricultores estén plantando Aguacates y Mangos en zonas que, con mas o menos frecuencia van a sufrir los avatares de las heladas o los golpes de calor, provocando esto que nos permita cultivarlos, pero sea difícil producir fruta normalmente, ya que, tras un evento climático adverso necesitamos varios años para restablecer la normalidad en la plantación. (Experiencia del Departamento Técnico de Trops, tras las heladas del 2005 y 2012).

  • Recomendaciones del Departamento para aquellas parcelas que ya están implantadas y que en los últimos años nos ha “sorprendido” que se produzcan heladas o golpes de calor:
    • Existen medios anti-heladas que nos permiten paliar los efectos climáticos adversos :
      • Torres de ventilación :
        • Ventajas:
          • Alto rendimiento en superficie, pudiendo llegar hasta 7 ha.
        • Inconvenientes:
          • Alto coste de inversión
          • No nos protege frente a altas temperaturas.
      • Riego aéreo:
        • Ventajas:
          • Nos protege frente a heladas y golpes de calor.
        • Inconvenientes:
          • Consumo de agua.
          • Precipitaciones de la cal del agua en los frutos, pudiendo llegar a convertirse en un problema serio.
          • No utilizar microapersores normales ya que emiten una gota muy gruesa y cuando se produce la helada, se congela el agua encima de los árboles produciendo daños importantes de ramas partidas. Hay que utilizar microaspersores diseñados especialmente para el control de heladas.

Es importante señalar que en toda área susceptible de sufrir heladas lo primero que debemos realizar es facilitar las salidas de aire. Tenemos que drenar el aire frio como si fuese agua, hay que dar salida a las masas de aire frio.

  • Labores culturales recomendables tras sufrir un episodio de Heladas:
    • Aguacate:
      • Nunca coger fruta después de sufrir una helada, porque la fruta helada no alcanza mínimos de calidad para ser consumida en fresco ni para la transformación en guacamole.  Transcurridos 20 días tras la helada se habrá caído la fruta afectada y la que quede en el árbol se podrá comercializar normalmente.
      • No precipitarse con la poda. La poda se realizará cuando el árbol ya haya rebrotado y siempre cortaremos en la zona sana donde los brotes sean vigorosos.
      • Antes de que se desprenda la hoja, procederemos a encalar, troncos y ramas principales para protegerlas del sol.
    • Mango:
      • No precipitarse con la poda. La poda se realizará cuando el árbol ya haya rebrotado y siempre cortaremos en la zona sana donde los brotes sean vigorosos. Nunca podar el mango antes de mayo.
      • Antes de que se desprenda la hoja, procederemos a encalar, troncos y ramas principales para protegerlas del sol.

leave a comment

Go Aguacate Spain Proyecto y Valores
  • Qué es
  • Qué hacemos
  • Objetivos
  • Valores
Sobre nosotros
  • Quiénes somos
  • Contacto
  • Aviso legal
Noticias y Prensa
  • Últimas noticias
  • Prensa
  • Imágenes
Go Aguacate Spain © 2022. Todos los derechos reservados - Aviso Legal
logos ue
20190020007412 – Inversión total 377.741,86€.
Financiación UE: 80%.
Programa Nacional de Desarrollo Rural 2014-2020
Dirección General de Desarrollo Rural, Innovación y Formación Agroalimentaria (DGDRIFA)
Entidad Gestión Ayuda FEADER y Nacional
logos footer pie